Las nueve cosas que desaparecerán durante el curso de nuestra vida….¡¡¡VETE DESPIDI ENDO!!.

Estos cambios serán buenos o malos… dependiendo en parte de cómo nos adaptaremos a ellos. Pero, independientemente de que estemos o no listos para asumirlos, esta es una realidad innegable!

1. La Oficina de Correos.

Prepárense para imaginarse viviendo en un mundo en donde no exista una oficina de correos. Los correos de todos los países están sufriendo profundos problemas financieros que probablemente no puedan ser sostenidos a largo plazo. Los correos electrónicos, Federal Express , el UPS y otros servicios similares casi han acabado con el ingreso mínimo necesario para mantener las oficinas de correos con vida. En la actualidad, la mayor parte de la correspondencia diaria que nos trae el cartero está integrada por cartas de propaganda (correo basura) y facturas a pagar.

2. El Cheque.

De hecho, en Gran Bretaña ya están sentando las bases para acabar con los cheques en el año 2018. El procesamiento de los cheques cuesta miles de millones de dólares al sistema financiero. Las tarjetas plásticas de crédito/débito, al igual que las transacciones en-línea causarán la eventual desaparición del cheque. Esto también tiene relación directa con la muerte de la oficina de correos. Si ustedes dejarían de pagar sus facturas por correo y dejarían de recibirlas por ese medio, no les quede la menor duda de que la oficina de correos iría a la quiebra.

3. Los Diarios.

Las nuevas generaciones simplemente han dejado de leer los diarios. Ciertamente, ellos ya no se suscriben a la edición impresa de los diarios. Esta costumbre desaparecerá al igual que desparecieron el lechero a domicilio y el hombre que buscaba tu ropa sucia para llevarla a la lavandería. Y si planean dedicarse a leer los diarios en-línea, prepárense a pagar por ello. El incremento de dispositivos móviles de Internet y de lecturas electrónicas ha hecho que todos los editores de periódicos y revistas formen una alianza y se reúnan con Apple, Amazon, y las compañías de teléfono celular más importantes, a fin de desarrollar un modelo para los servicios de suscripción pagados.

4. Los Libros.

Ustedes dirán que nunca abandonarán la versión física de un libro que pueden tomar en sus manos y disfrutarlo mientras cambian las páginas. Yo dije lo mismo cuando me dijeron que descargue música deiTunes pues me negaba a abandonar mis CDs! Pero rápidamente tuve que cambiar de idea cuando descubrí que podía conseguir discos a mitad de precio y sin salir de casa para obtener lo último en música. Lo mismo ocurrirá con los libros. Actualmente, ustedes pueden navegar por una librería en-línea, e incluso leer un capítulo del libro que les guste antes de comprarlo. Y el precio a pagar será menos de la mitad del precio que pagarían por un libro real. Y piensen en la conveniencia! Una vez que comiencen a mover sus dedos sobre una pantalla en vez de sobre un libro, se darán cuenta que se meterán de pleno en la historia y no podrán esperar para saber qué sucede a continuación… y entonces se olvidarán que están sosteniendo en sus manos un aparato electrónico en vez de un libro. .. Aunque… no es lo mismo leer un libro moviendo los dedos sobre una pantalla, que sentir la textura del papel y percibir el olor del mismo….

5. El Teléfono Convencional .
Lee el resto de esta entrada »

Chiste – Sobre “la privadad” que ofrecen las tecnologias hoy en dia JAJAJ

– Ring, ring.

– ¡Pizzería GOOGLE, buenas noches, dígame!
– ¿Pizzería qué?
– Pizzería GOOGLE, señor. ¿Cuál es su pedido?
– Pero… ¿no es la Pizzería Washington?
– Era, señor, era, G00GLE ha comprado la pizzería y ahora el servicio es más completo.
– Estupendo. ¿Puede Usted tomar nota de mi pedido, por favor?
– Naturalmente, ¿el Señor desea lo de siempre?
– ¿¿¿¡¡¡Lo de siempre!!!??? ¿Es que me conoce?
– Tenemos un identificador de llamadas y, de acuerdo con su teléfono, sabemos que las últimas 53 veces que llamó pidió una pizza mixta de cuatro quesos y calabresa con una cerveza bien fría.
– ¡Vaya, no me había dado cuenta…! Bien, pues quiero lo mismo.
– Señor, ¿puedo hacerle una sugerencia?
– Por supuesto. ¿Tiene una pizza nueva en el menú?
– No, señor. Nuestro menú es muy completo, pero me gustaría sugerirle la de ricota y recula con un botellín de agua de mineralización baja.
– ¿Ricota? ¿Rúcula? ¿Mineralización baja? ¿Pero está Usted loco? Yo odio esas cosas.
– Pero, señor, son buenas para su salud. Además, su colesterol está por las nubes…
– ¿Y Usted cómo lo sabe? Lee el resto de esta entrada »

A %d blogueros les gusta esto: