Yo no sé todo lo que podrá pasar, pero, sea lo que quiera, iré a ello riendo.(Herman Melville)

Otro popurri de sketch y bromas de risa. Descargatelas ponte a reir un poco que es gratis. Si quieres ver mas en “Echa 1 ojo>Videos Risa”

ICE_CREAM.wmv
monja_accidente.asf
me_dices_la_hora.wmv

Ayer dia de madre, y hoy un popurri de videos con mujeres de protragonistas para reirnos XD.

Bueno son videos, y audio de risa para que tod@s pasemos un momento de carcajadas. Si quieres ver mas en “Echa 1 ojo > Videos Risa”.

lo+facil+que+es+hacer+feliz+a+una+mujer-humor.mp4
ostias_entre_mujeres.mp4
sketch_monjas.asf
el_timo_del_melon.mp4

Estará casada con Dios , pero la cursiosidad es lo que derrota a una mujer, y la monja será monja, pero an tes que éso nació mujer..JA JA JA

LA MONJITA EN EL SANITARIO

Una monja, en necesidad de usar un sanitario, entra en un pub.
El local es bullicioso, con música alta y conversaciones de los parroquianos.

Por momentos las luces se apagan y el local entra en un frenesí de gritos.
Sin embargo cuando los clientes vieron a la monja, el salón quedó en un silencio congelante.
La monja se dirige al cantinero y pregunta:
“Podría utilizar su servicio higiénico?”

El cantinero le responde:
“O.K. Pero deseo advertirle que allí hay una estatua de un hombre desnudo, cubierto solo con una hoja de parra, cuyo miembro viril parece muy real…”

“Bueno, en ese caso miraré para otro lado”, dice la monja.

Dicho eso, el cantinero le indica donde se encuentra el baño
Después de algunos minutos, regresa la monja y recibe un muy caluroso aplauso.

Ella dirigiéndose al cantinero le dice:
– No entiendo, ¿por qué me aplauden si solo fui al servicio?
– Bueno, bueno… Ellos saben que ahora usted es una de los nuestros !… ¿Le ofrezco un trago?
– No, Gracias !… pero aun no logro comprender… -dice perpleja.
Riéndose el cantinero responde:
– Hermana, cada vez que alguien levanta la hoja de parra, se apagan todas las luces… vamos, tómese el trago

La monja con hipo..

– Doctor, tengo un ataque de hipo, desde hace un mes que no me deja vivir. No duermo, no como, ya me duele el cuerpo de tanto movimiento compulsivo, involuntario.
– Tiéndase en la camilla, hermana, que la voy a examinar – dice el médico.
La examina y le dice:
-Hermana, está usted embarazada.
-¡¡¡Queeee! –Dice la monja y se levanta y sale corriendo de la consulta con cara de pánico.
Una hora después el médico recibe una llamada de la madre superiora del convento:
– Pero Doctor ¿qué le ha dicho a la hermana María?

-Verá madre superiora, fue una mentira piadosa- Como tenía un fuerte ataque de hipo, le di un susto para que se le quitara y supongo que se le habrá quitado, ¿no?, Dice el médico…
– Sí, a la hermana María se le ha quitado el hipo…
pero el Padre Damian se nos ha tirado del campanario….!

La monja y el borracho video-chiste en LSE…

¿Cual es el colmo de una monja?

El colmo de una monja, ponerse enferma y no tener cura.

LA LÓGICA DE LAS MONJAS

Dos monjas salían del convento para vender bizcochos. Una es la Hermana Maria y la otra es la Hermana Luisa.

Hermana Maria: – Está quedando oscuro y nosotras todavía estamos lejos
del convento!!!

Hermana Luisa: – ¿Ya te diste cuenta que un hombre está siguiéndonos
hace como media hora?

Hermana Maria: – Si, ¿Que será lo que el quiere?

Hermana Luisa: – Es lógico El quiere violarnos.

Hermana Maria: – ¿Y ahora, que debemos hacer? El nos alcanzará en 1 minuto.

Hermana Luisa: – La única cosa lógica que nos resta hacer, es separarnos.
Tú vas para aquel lado y yo voy por aquel otro. El no podrá seguirnos a
las dos, al mismo tiempo.

Entonces, el hombre decidió seguir a la Hermana Luisa.. .

La Hermana María llegó al convento preocupada con lo que podría haberle
sucedido a la Hermana Luisa.

Pasado un buen tiempo, llega la Hermana Luisa.


Hermana Maria: – Hermana Luisa. Gracias a Dios que llegó. Cuéntame lo que
sucedió.

Hermana Luisa: – Sucedió lo lógico. El hombre no podía seguirnos a las
dos, entonces el opto por seguirme.

Hermana Maria: – ¿Entonces que sucedió?

Hermana Luisa: – Lo lógico, yo comencé a correr lo mas rápido que pude y
el corrió lo mas rápido que el podía también…

Hermana Maria: – ¿Y entonces?….

Hermana Luisa: – Nuevamente sucedió lo lógico: el me alcanzó.

Hermana Maria: – Oh, Dios mío!  ¿Y tú que hiciste? Lee el resto de esta entrada »

A %d blogueros les gusta esto: