UN MES DE ATRASO… (chiste)

Una gallega le dice al marido:
Fíjate Paco que tengo un mes de atraso. Creo que vamos a tener un niño.
El médico me dijo que mañana me dirá el resultado de los análisis y entonces lo sabremos con toda seguridad.

En eso suena el teléfono. Es una llamada de la oficina de cobros de Unión Fenosa de La Coruña.

La Sra. contesta, y le dicen:
“Somos de Unión Fenosa de La Coruña y queremos comunicarle que en nuestros archivos aparece que usted tiene un mes de atraso”.

La señora se sorprende y pregunta: ¿Pero cómo pueden saberlo?
“Porque nuestras computadoras llevan el registro de todos los atrasos”.
La señora, turbada, le pasa el teléfono al marido y le dice:
Oye Paco, son los de una oficina de Unión FENOSA y ya saben que tengo un mes de atraso.

El marido, extrañado, toma el teléfono y les pregunta:
¿Es verdad que saben lo del mes de atraso?
“En efecto – le responden – y le estamos avisando que deben realizar inmediatamente el pago correspondiente al atraso..”
¿Un pago? ¿De veras? Joder…. ¿Y qué pasa si no quiero pagar? Leer el resto de esta entrada »

En un programa de radio…El menú de un Diputado

El menú de un Diputado
Hace unos días, el periodista de ABC Punto Radio, Melchor Miralles, en una entrevista telefónica al presidente de la Patronal Madrileña, Arturo Fernández, que a su vez es el concesionario de los servicios de restaurante del Senado, el Congreso de los Diputados y de la Asamblea de Madrid, le preguntaba cómo es posible poder dar menús a sus señorías por la ridícula cantidad de 3,55€.

El señor Fernández comenzó por negar la mayor, diciendo que no era cierto, que esa cantidad no era correcta, y que como cualquiera podía comprender, era imposible poder servir un menú por ese precio, con los gastos que ello conlleva de personal, etc., y poder obtener unos beneficios como cualquier otra empresa o negocio.

Lo que no sabía este señor es que el periodista tenía en la mano un tiket en el que figuraba dicho importe, cosa que corroborraron el resto de tertulianos que le acompañaban.

La respuesta del Sr. Fernández fué ceder, pero sólo a medias, diciendo. “Puede ser ese el precio, pero sólo de un plato, o medio menú. El menú completo cuesta más, como el de un restaurante normal y corriente”


De nuevo el periodista volvió a insistir: “En el tiket que yo tengo pone: Dos platos, postre, bebida y café”

Ante esta aseveración, el presidente de la patronal, sin querer dar su brazo a torcer, respondió que no estaba al corriente del precio, que a pesar de ser él mismo el concesionario, no conocía el importe de los menús que se servían a sus señorías en los restaurantes de estas tres instituciones.

Ante la perplejidad de los periodistas por esta respuesta, vino a decir que “De otra manera, su negocio sería una ruina, y por eso, esos servicios debían de estar subvencionados con fondos públicos.

Nos hemos enterado, pues, que sus señorías, a pesar de cobrar suculentas dietas, que justifican en tener que vivir en una ciudad que no es la suya de residencia habitual, sólo pagan por sus comidas una tercera parte de lo que cuesta el menú más barato a cualquier otro trabajador que tiene que mantenerse de su bolsillo.

Nos enteramos tambien de que le cuesta menos la comida a un senador o diputado de lo que paga cualquier escolar en Madrid por llevar su comida de casa en una fiambrera, que paga 3,80€ por el uso del comedor y del horno microondas en que se la calienta.

Nos hemos enterado, de paso, que a costa del dinero de todos, cuando una empresa es ruinosa, que vendiendo a Leer el resto de esta entrada »

carta a Esperanza Aguirre de un paciente… ¡¡buenisssima ¡¡

Presidencia de la Comunidad de Madrid, Puerta del Sol nº 7; 28013 Madrid.

Sra. Esperanza Aguirre:

Recientemente he recibido la factura “informativa” del coste que ha supuesto el uso del sistema sanitario que, por desgracia, he tenido que realizar.

Ignoro el fin que usted persigue al gastarse el dinero de todos los madrileños en enviarme dicha factura, aunque ya le adelanto que no contribuirá a que mejore de mis problemas de salud.

No acabo de comprender esta nueva práctica ya que, que yo recuerde, no se han enviado facturas a los ciudadanos recordándoles el coste que supone tener un ejército, financiar los partidos políticos (incluso suponiendo que yo  votara) o ayudar a salir de la crisis económica a los causantes de la misma. Le aclaro que me refiero a los bancos, no a los usuarios de los servicios públicos, como usted parece creer.

Carta al director- El Pais 16/09/2011

    Hay autonomías en las que se está entregando, o se va a entregar, una factura “informativa” del coste que ha supuesto nuestra visita al médico,  de la asistencia que recibamos en Urgencias, de la intervención quirúrgica  que hemos sufrido o de cualquier gasto que ocasionemos por ponernos  enfermos. Naturalmente, me estoy refiriendo a la sanidad pública. Lo hacen,  o lo van a hacer, con la “sana” intención de que tomemos conciencia de lo que cuesta atendernos, aunque seamos nosotros mismos, con nuestros  impuestos y cotizaciones los que pagamos.
    Yo propongo que cada vez que el presidente de una comunidad autónoma se  suba a su coche oficial, se le entregue la factura. Cuando sus escoltas  perciban su salario mensual, que le entreguen la factura. Cuando visite  centros de mayores o colegios, engalanados especialmente para su visita,  que le entreguen la factura, así como en la multitud de fiestas y recepciones que se organizan por cualquier cosa. Cuando se suba en trenes o aviones para viajar en clase especial, que le entreguen la factura. Todo  ello, claro, con la única intención de que “tomen conciencia” de lo que nos  cuesta a los ciudadanos mantener tantas presidencias de tantas comunidades.
    Cuando perciban sus sueldos y sus dietas, no hace falta que les entreguen  nada, pues ellos saben bien lo que cobran e, incluso, alguno o alguna  confiesa que le “cuesta llegar a fin de mes”.

  • Categorías

  • Entradas nuevas

  • Seguir

    Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

    Únete a otros 241 seguidores

    %d personas les gusta esto: